Joint Commission International

1La certificación de Joint Commission International es la máxima distinción que una entidad de salud puede recibir a nivel mundial. Su importancia recae en que garantiza el uso de estándares internacionales en los procesos e infraestructura para la calidad y seguridad del paciente.

La Clínica San Pablo es la primera institución en el Perú que obtiene una doble Certificación: Docencia Médica y la Clínica.

La Clínica San Pablo se compromete a seguir optimizando sus procesos con el objetivo de entregar una atención de primer nivel y velando por la seguridad de nuestros pacientes.

Joint Commission International (JCI), una división de la Joint Commission que tiene la finalidad de mejorar la calidad de la atención en la comunidad internacional, facilitando servicios de acreditación en todo el mundo. Para asegurar la aplicabilidad in­ternacional de los estándares, éstos se consensuan por un grupo de expertos y líderes de opinión de los cinco continentes. El proceso de evaluación de la JCI está diseñado para adaptase a las características legales, religiosas y culturales de cada país.

Los más reconocidos centros médicos y hospitales del mundo cuentan con la certificación JCI. Su experiencia de más de 50 años trabajando con organizaciones de salud en más de 90 países ha permitido acreditar más de 400 instituciones a nivel mundial.  Para mayor información, puede ir a http://www.jointcommissioninternational.org/JCI-Accredited-Organizations/

Los beneficios de la Certificación JCI están orientados principalmente en la seguridad del paciente, buscando difundir una cultura de seguridad y calidad de atención.

Desarrolla un enfoque asistencial que tiene al paciente como eje central y requiere una atención interdisciplinaria basada en sus nece­sidades. Evalúa la calidad de la atención del paciente a lo largo del proceso asistencial, desde su llegada a la orga­nización hasta el momento del alta.

Los estándares destacan especialmente los contenidos centrados en la seguridad del paciente y la reducción de riesgos en los pro­cesos clínicos y asistenciales.

Orienta todas las fases de la gestión hacia la eficiencia y las mejores prácticas, desde la claridad de las responsabilidades de los líderes hasta los proce­sos críticos de la gestión de la organización o de la planificación estratégica.

El proceso de preparación para la acreditación constituye un exce­lente horizonte para el desarrollo de la institución. Representa un proyecto común de mejora para directivos y profesionales que es catalizador de cambios internos.

La acreditación de la Joint Commission International demuestra públicamente que el centro cumple los requisitos de calidad de la institución de mayor competencia técnica del sector. Esta acreditación supone un reconocimiento de prestigio indiscutible a nivel internacional.

Abrir chat
Escríbenos al WhatsApp